Locales

Residentes con discapacidad del INABIF alentaron en los juegos Parapanamericanos Lima 2019

Más de 300 residentes que alberga el Programa Integral Nacional para el Bienestar Familiar (Inabif), del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), disfrutaron de los Juegos Parapanamericanos Lima 2019 que se llevaron a cabo del 23 de agosto al 1 de setiembre en nuestro país.

Ellas y ellos asistieron a las diversas disciplinas deportivas gracias a la invitación del Comité Organizador de los Juegos Parapanamericanos Lima 2019, cuyo Programa de Entradas Solidarias benefició a personas en situación de vulnerabilidad.

De este modo, los Centros de Atención Residencial (CAR) de niñas, niños y adolescentes San Miguel Arcángel, Niño Jesús de Praga de Chorrillos y Ermelinda Carrera; los CAR de personas con discapacidad San Francisco, Renacer y Niño Jesús de Praga de Ancón fueron los beneficiados con las entradas solidarias.

Así mismo, se beneficiaron las personas adultas mayores de los Centros de Atención Residencial Cieneguilla y Virgen del Carmen, y del Centro de Atención de Noche San Miguel. Todas y todos formaron parte de la hinchada peruana de las disciplinas de voleibol sentado, fútbol 5, fútbol 7, baloncesto en silla de ruedas, tenis en silla de ruedas, gólbol, boccia y para taekwondo.

Del mismo modo, alrededor de 250 integrantes de las familias usuarias de los Centros de Desarrollo Integral de la Familia (Cedif) Pestalozzi, Villa Hermosa, Rosa de Lima y San Judas Tadeo del Inabif (en su mayoría niños, niñas y adolescentes) alentaron las competencias que se realizaron en la Villa Deportiva Regional Callao, el Club Lawn Tenis, el Complejo Deportivo Villa María del Triunfo, el Polideportivo Villa El Salvador y la Villa Deportiva Nacional (Videna).

El entusiasmo embargó a cada una de las delegaciones del Inabif del MIMP, sobre todo a las personas adultas mayores que llegaban temprano para disfrutar de la fiesta deportiva. Ellas y ellos fueron asistidos por las y los voluntarios de Lima 2019 que los esperaban con sillas de ruedas o carritos para las PAM con discapacidad. “Desde que ingresé al polideportivo prácticamente me cargaron hasta dejarme en mi asiento” comenta entre risas una usuaria adulta mayor del Cedif San Judas Tadeo.

/PE/NDP/


Peruano opina



Facebook