EntreLibros

Ley del Libro: “Todo lo avanzado en 15 años se puede caer”, afirma Pedro Villa

La exoneración del IGV en el precio de libros es tan solo la punta del iceberg. En octubre de este año vence el beneficio tributario a la Ley del Libro y el Parlamento deberá discutir si lo amplía por un año más. Sin embargo, la lectura en el Perú necesita de más. Entrelibros conversó con Pedro Villa, de la Cámara Peruana del Libro (CPL), sobre el tema.

“El año pasado se prorrogó extraordinariamente por un año más, y hay un proyecto de nueva ley del libro que se ha trabajado entre la Cámara Peruana del Libro, Ministerio de Cultura, Biblioteca Nacional y Editores Independientes Perú. Mantiene los libros sin impuesto, mejora el acceso a los beneficios tributarios editoriales para las MYPES editoriales; pero también mira más allá, el ecosistema del libro de manera íntegra”, explicó el director de contenidos de la CPL.

El actual ambiente de corrupción que se vive en nuestro país tiene como una de sus causas la desatención a la educación nacional, siendo la lectura parte importante de ella. Los libros abren las mentes y despiertan el sentido crítico. Las propuestas para revertir esto salen de la misma ciudadanía, a través de editoriales independientes. Pero, para que estas pequeñas empresas culturales puedan existir, necesitan de apoyo. La Ley del Libro del año 2003 ha fomentado la creación de estas y el desarrollo del movimiento literario que se ha generado en las provincias; sin embargo, aún es insuficiente.

“La lectura es un derecho y eso es uno de los puntos que estamos tratando de transmitir, no es algo que se inventa. El derecho a la lectura es también derecho a la información (…) Ahora hay  producción en Cusco, Arequipa, Piura, ferias del libro como las de Huancayo, han sido ferias que han nacido posterior a esta ley. Tenemos algo avanzado. Si en octubre se quitan los beneficios, no solo va a ser un golpe a los bolsillos de todos, sino también un golpe al sector editorial que está formada en un 90 % por mypes, muchas de ellas independientes. Todo lo avanzado en 15 años se puede caer”, comentó en Nacional.

Una de las voces en contra de la exoneración del IGV en los precios de los libros es la del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF). Para la institución, este beneficio significa 600 millones de soles que no recibe el Estado. Además, argumentan que no hay forma de medir que esta alternativa esté acercando la lectura a la población. Villa afirmó que estos planteamientos son falsos; pues la Sunat calcula unos 120 millones de soles en facturación, y no la alta cantidad que se le atribuye. Por otro lado, señaló que existen indicadores indirectos para determinar un gran avance en el sector.

“No se puede decir que no se puede evaluar con indicadores indirectos. En el 2003 se producían alrededor de 1500 títulos, ahora se producen alrededor de 7 mil títulos; eso indica que la gente busca más libros. Las ferias del libro, año a año, tienen más visitantes y se venden más libros. Se ha descentralizado la producción editorial, si bien todavía está concentrada en Lima, hace 15 o 16 años estaba mucho menos”, dijo.

/KAB/

Peruano opina



Facebook