Encuentros en la Radio

Origen de antivalores está en la familia, dice especialista

Violencia, delincuencia, individualismo, y demás antivalores que hoy en día encontramos en nuestra sociedad tienen una misma raíz: la carencia de la familia. Así lo explica claramente el médico psiquiatra Martín Nizama-Valladolid, quien atribuye la destrucción del hogar a la actual sociedad consumista.

“La sociedad de consumo hace que este momento sea lo más importante el trabajo, la productividad. Esta se ha pervertido, ahora van asociadas a los bienes sensuales. El ser humano tiene deseo de tres cosas: poder, dinero y placer. ¡Ya no hay valores!”, aseguró el doctor sobre el mayor problema que atraviesa nuestra sociedad actual.

Pero, ¿cómo puede el sistema económico predominante ser el causante de la desaparición de la familia? Para Nizama, la carencia del seno familiar se produce por la ausencia de los padres, quienes se han convertido en esclavos productivos. Esto quiere decir que el trabajo los absorbe tanto, o los esclaviza, hasta el punto que ya no tengan tiempo para ocuparse del tiempo familiar.

“La sociedad posmoderna ha desaparecido la familia, antiguamente célula básica. Ahora la célula básica es el individuo, esto es individualismo al extremo. (…) En el hogar ya no hay padres, el niño nace y de frente a las cunas jardín, porque los padres han sido convertidos en esclavos productivos, por eso hay hogares sin padres”, sostuvo en Encuentros en la Radio.

Asimismo, comentó el importante avance tecnológico actual, el cual se ve contrariado por el retroceso en cuanto a humanidad por la pérdida de valores. En este plano, las sociedades están haciendo un mal uso de estas tecnologías, reflejado principalmente en la adicción de menores al celular o computadoras. Por ello, el psiquiatra afirmó que “los padres son irresponsables al comprarle un celular a un niño de 2 años para tranquilizarlo”.

/KAB/

Peruano opina



Facebook