El Informativo

Barreda: Aumento de remuneración mínima vital debe ser institucionalizado

El flamante ministro de Trabajo y Promoción del Empleo, Javier Barreda, dijo que “el aumento de la remuneración mínima vital debe ser institucionalizado legislativamente”, como se ejecuta en otros países de la región y no responder a “vaivenes políticos”. 

“Tenemos que establecer un mecanismo institucional, para que cada cierto tiempo los actores económicos, laborales y técnicos del país, se reúnan y discutan con indicadores objetivos el aumento de la remuneración mínima vital. Ese sería un gran avance, no se trata de aumentar para salir del vaivén político”, señaló en la primera edición de El Informativo.

En cuanto a los retos que enfrenta su cartera, el ministro comentó que las primeras acciones serán evaluar los proyectos, programas y metas alcanzadas por su antecesor, Alfonso Grados, con quién ya ha sostenido una reunión de coordinación.

“Lo primero que hemos hecho (al asumir el despacho) es evaluar al sector. Nos hemos reunido con el ministro saliente, Alfonso Grados, para evaluar los objetivos del Gobierno y conocer cuánto de ellos se han cumplido o están encaminados”, refirió.

El titular de Trabajo resaltó que uno de los grandes problemas que tendrá que enfrentar su gestión es la reducción de la informalidad en el empleo, trabajo que en este año y medio de administración se ha visto empañado por los factores políticos y climáticos que nos golpearon.

“La población tiene que entender que luchar por la informalidad es una meta fundamental del Gobierno, pero hay que sincerar los indicadores para obtener resultados concretos y no dar cifras expectantes que no podremos cumplirlas”, sostuvo.

Designación controvertida

Consultado por la posición del partido aprista con respecto a su designación como ministro, Javier Barreda, manifestó que solicitó la licencia correspondiente antes de  asumir  el cargo y que contó con el respaldo del secretario, Elías Rodríguez.

“Soy aprista desde hace mucho tiempo y no esperé una reacción tan drástica (expulsión del partido). Conversé con algunos dirigentes previamente y pedí licencia a la militancia partidaria para aceptar la convocatoria que me hizo la primera ministra”, explicó.

Barreda añadió que “hay muchas decisiones políticas que tienen reacciones positivas y negativas, pero por ahora el 100% de sus emociones y razonamiento están en su labor ministerial” 

“Estamos armando un buen equipo, solvente y creativo, con gran capacidad de gestión”, puntualizó.

/RH/

Para comentar, ingresa a tu cuenta. Si no tienes una, regístrate.